Landaree Landaree
4,4 Puntuación total
Ergonomía y diseño
Imagen
Objetivo
Prestaciones
Pantalla y visor
OPINIÓN DE USUARIO13 de abril, 20089.034

Una gran cámara de viaje y paseo

Tras un par de semanas de uso y varios cientos de fotos, expongo mi opinión en general bastante positiva de la TZ5.



Nota: Ésta es una versión MUY reducida del análisis completo sobre la cámara, con un montón de muestras reducidas y a resolución completa (e incluso un par de vídeos), que he publicado aquí:



http://www.elclubdigital.com/foro/vbjournal.php?do=article&articleid=9



Así que, quien quiera más detalles, pues ahí los tiene todos ;-)



ERGONOMÍA:



En conjunto bastante bien, la serie TZ se ha ido haciendo más estilizada con cada nueva evolución, la TZ5 tiene el agarre del tamaño justo para ser cómodo, y ya es lo bastante plana para caber en un bolsillo de chaqueta sin molestar; el acceso a los botones es muy cómodo, algunos se pueden operar bastante bien con una sola mano, la misma que sujeta la cámara. El único ?pero? en ergonomía es que el flash está demasiado cerca de la zona de agarre, y es fácil taparlo con los dedos.



PANTALLA Y MENÚS:



En principio, las 3 pulgadas y 460.000 píxeles son un lujazo. La foto se ve estupendamente, antes y después de hacerla (o sea, previsualización y revisión posterior), y desde luego es todo muy claro; el brillo de pantalla es útil, y también la función de ángulo alto.



Pese a ello, la alta resolución de la pantalla está un tanto desaprovechada; los iconos y textos son aparentemente de baja resolución pero reescalados (vamos, como hacer zoom al 200% en Photoshop). Otro detalle es que el novedoso sistema de reproducción simultánea de dos fotos, es más decorativo que funcional: no permite hacer zoom sincronizado de ambas fotos, y éstas no ocupan de todos modos toda la pantalla, así que es no es particularmente útil.



Además, la previsualización no es demasiado fiel: demasiado contrastada y saturada. A veces, y en escenas de muchísima luz, se va completamente al traste, mostrando la escena muy azulada o verdosa, como si el balance de blancos se hubiese ido al peo; luego la foto sale perfectamente, pero en fin, parece un pequeño bug, y ralla un poco.



VELOCIDAD:



En el lado positivo, enfoca con bastante rapidez incluso en condiciones algo más difíciles, así como en teleobjetivo; y los modos de ráfaga son buenos y variados.



En el negativo, tarda un poco en encenderse, y a veces se queda ?acarajada? uno o dos segundos, por ejemplo tras hacer una foto, y antes de poder hacer otra o cambiar ajustes. En modo macro, y al límite de proximidad, se lo piensa un poco y a veces acaba enfocando justo lo más lejano, aunque supongo que esto es normal y aceptable.



ÓPTICA Y ZOOM:



Para una cámara de estas características ópticas (es decir, tanto zoom en tan poco tamaño, y angular 28 mm.), la calidad es bastante buena, tirando a excelente. ¿Distorsión de barril? Muy poco apreciable, y desde luego sólo en angular. ¿Aberraciones cromáticas? Hay que buscarlas MUY detenidamente, sólo salen en las condiciones más desfavorables, y aún así no son nada fuertes. ¿Nitidez de centro a esquina? Bueno, ahí patina un pelín más... la nitidez en las esquinas se mantiene bastante bien, lo que indica que la óptica es de toda la buena calidad que puede ser una cámara de estas características... pero en conjunto, la nitidez no es exactamente excelente: sea en parte por el potente zoom, por el angular, por el exceso de megapixelaje en ese tamaño de sensor, o por un procesado de nitidez que podría mejorar... el caso es que, a menudo, te llevas la impresión de que podrías hacer perfectamente las fotos a 5 ó 6 megapíxeles (la cámara ofrece resoluciones de 9, 7, 5, 3 y 2 megapíxeles) sin perder ningún detalle útil.



Otro detalle desalentador es que la luminosidad máxima en angular siga siendo escasa, f/3.3 (en teleobjetivo se las trae mejor, con un f/4.8 bastante bueno considerando el peasso de zoom); no parece gran cosa, 1/3 de EV menos que la TZ1... pero el caso es que estas cámaras ya tienen bastantes dificultades para tomas con poca luz, como para andar renunciando a luminosidad óptica. En fin, imagino que con esas especificaciones ópticas no podía ser de otro modo, pero a ver si Panasonic consigue volver a un f/2.8 en angular con la TZ7.



Por lo demás, todo en el tema del zoom es excelente; incluso se opera que da gusto, pasando en una progresión lógica del óptico al extendido, y de éste al digital, cada uno con su menor utilidad por dar menos calidad de imagen. Pero están ahí, para quienes los consideren necesarios ;-)



SENSOR:



Es el gran problema (aunque inevitable, con ese tamaño y zoom de la óptica) de este tipo de cámaras: sensor pequeño = mal rendimiento ISO. No hay vuelta de hoja al respecto. La cámara sirve para ambientes iluminados y, más en general, para cuando uno no necesite pasar de ISO 400; pero a ISO 800 la calidad empieza a bajar visiblemente incluso a tamaños reducidos, el ISO 1600 es sólo para emergencias, y en cuanto al modo de escena alta sensibilidad hasta ISO 6400, más que una utilidad, es un alarde de moral que ni el Alcoyano.



AJUSTES Y PROCESADO DE IMAGEN:



La TZ5 es una compacta sencilla, y como tal, no cabe realmente esperar ni control manual o semi-manual de exposición o enfoque, ni ajustes avanzados de imagen, ni formato RAW. No obstante, algunas de estas cosas están apareciendo en otras compactas de bolsillo (incluso algunas de la propia Panasonic, como las FX100 y FX500), y ciertamente convendría que el fabricante dejase de limitar sus cámaras quitando funciones que realmente no molestan, y que algunos SÍ querríamos usar.



Lo que tiene la TZ5 es lo típico de las bolsilleras Panasonic sencillas: un ajuste genérico de procesado Natural/Estándar/Vívido que va aumentando progresivamente, y al mismo tiempo, la nitidez y la saturación (aunque, curiosamente, no el contraste). En cámaras de este tipo suelo usar el menos agresivo, el Natural, pero en la TZ5 éste daba fotos un poco demasiado apagadas, así que he acabado prefiriendo el Estándar. El Vívido, por su parte, desde luego da fotos con mucho "punch", y puede valer para quienes las quieran así, y no quieran meterse en post-procesados... para los que sí quieran, mejor ceñirse al Natural o el Estándar, sobre todo por el tema de los halos de enfoque interno.



¿Los demás ajustes? Más una curiosidad que útiles: el blanco y negro no está mal, pero no se puede comparar a la flexibilidad del post-procesado; el sepia me parece mal simulado, demasiado "cremoso"; y el Frío y Cálido me parecen una variación inútil del mucho más flexible ajuste de balance de blancos.



Con diferencia, los dos detalles más intrigantes son los ajustes de proporción de aspecto sin perder resolución, y la exposición inteligente.



Lo primero, lo de los aspectos sin perder los 9 megapíxeles, es en realidad un astuto (si bien algo tramposo) truco de Panasonic: en realidad el sensor tiene 10.7 megapíxeles en total, y lo que hace es recortar distintas porciones si le pides una proporción u otra: en modo 4:3 recorta de los lados, y en modo 16:9 recorta de arriba y abajo, en ambos casos totalizando 9 megapíxeles efectivos (que es como la cámara se anuncia). Ingenioso, pero entonces cabe preguntarse si no habría sido mejor que ofreciesen la resolución completa de 10.7 megapíxeles, ya que es la que hay, y aunque la proporción nativa fuese algo extraña, e incluso que (posiblemente) hubiese un pelín de viñeteo en las esquinas. En fin.



El tema de la exposición inteligente, tan cacareado por Panasonic y con el misterio que le rodea de que -supuestamente- la cámara puede usar distintas ISOs en distintas partes del sensor... no puedo verificar qué hace en realidad porque la cámara no ofrece RAW, pero de todos modos los resultados son sólo ligeramente útiles. El problema principal es que la exposición inteligente funciona sólo cuando y como le sale de las mismísimas narices: en muchas escenas de fuerte contraste luz/sombra no funciona en absoluto, e incluso en las que lo hace, a veces sólo actúa sobre las sombras (permitiendo que siga habiendo zonas quemadas); principalmente parece ser cuestión de cómo están distribuidas las zonas en sombra y luz, y en qué porcentajes. Por otro lado, cuando sí funciona... sí, previene un poco las sobreexposiciones, incluso consiguiendo visiblemente más detalle en éstas, y aclara las sombras... pero en éstas últimas (y en las que, por cierto, yo no he notado que aumente el ruido) a cambio se pierde bastante contraste local, casi como si hubiera sido más un ajuste de compresión de tonos -uséase, como quien dice, un toque de cCurvas-; vamos, que ni de lejos es tan útil como un buen post-procesado, ni mucho menos desde luego como técnicas HDR.



VÍDEO:



Claramente una de las grandes bazas de la TZ5. Sí, es de 1280 x 720 píxeles a 30 fps, o sea, HD; sí, es por tanto de bastante buena calidad; y sí, es una buena noticia que esta TZ vuelva a permitir usar el zoom óptico durante la grabación (la TZ1 lo permitía, pero las TZ2 y TZ3, no). O sea, que en conjunto: sí, es una gran cámara de vídeo.



Como pequeñas quejas, estaría que no entiendo que no permita también vídeo de alta resolución en formato 4:3, sólo lo permite en 16:9; y, como ya se ha dicho por ahí, la verdad es que a poco que uses el zoom, el autoenfoque empieza a menearse que da gusto -y lo malo es que no puede desactivarse, al menos no si quieres grabar en un mismo vídeo escenas próximas y lejanas, porque entonces una de las dos quedará demasiado desenfocada todo el rato-.



CONCLUSIÓN:



Ante todo esta cámara grita ?cámara de viaje y paseo? por los cuatro costados... para eso es insuperable, sobre todo si lo que uno desea es poder llevarse una cámara pequeña (y por tanto cómoda) pero su ojo le lleva continuamente de escenas cercanas a lejanas, y no quiere perdérselas (ni para fotos ni para vídeos); está claro que para escenas de difícil iluminación no es la mejor ni de lejos, ninguna TZ o similar puede serlo. La pantalla es impresionante y bastante útil.



Pero hay toda una serie de pequeños detalles que hacen pensar que Panasonic debería haber tenido la cámara en fase de diseño, pruebas de laboratorio y cotidianas, etc., durante dos o tres meses más, para acabar de pulirla y exprimir realmente todo su potencial.



Tal como está, es muy útil, atractiva, bonita, y una buena compañera de viajes y paseos; en resumen: una buena cámara, incluso con sus pequeños fallos.



Para más detalles, léase aquí:

http://www.elclubdigital.com/foro/vbjournal.php?do=article&articleid=9

Cargando comentarios
Otras opiniones (72) sobre esta cámara